23 junio, 2024

Situación aterradora en Cuba por el nuevo Código Penal: “Pone en peligro el orden constitucional”

"El nuevo Código Penal contiene un conjunto de disposiciones aterradoras que confieren a las autoridades facultades aún mayores para seguir sofocando la libertad de expresión", dijo la directora de Amnistía Internacional para las Américas, Erika Guevara-Rosas.
rafaela-biazi-470405-unsplash.jpg
10 Years Experiences

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.

Como bien se sabe, Cuba es una isla que está gobernada por el socialismo desde 1959. Pero este modelo implantado por Fidel Castro, resultó ser un evidente fracaso, ya que, en vez de solucionar los problemas de la isla, los empeoro aún más. El fracaso de este modelo se pudo mantener a lo largo de los años gracias al aparato represivo del Estado, y ahora la situación será peor porque se aplicarán sanciones más graves a los que se manifiesten contra el régimen dictatorial de Miguel Díaz-Canel.

El nuevo Código Penal de Cuba, que entró en vigor el 1 de diciembre, contiene un conjunto de normas crueles que dan a las autoridades mayores atributos, para seguir sofocando la libertad de expresión y de reunión. Incluso Amnistía Internacional expresó que el nuevo código contiene varias cláusulas que atentan contra los derechos humanos.

 Raul Castro y Miguel Diaz-Canel.
 Raul Castro y Miguel Diaz-Canel

En un informe de Amnistía Internacional se remarcan los “cinco aspectos alarmantes del nuevo Código Penal”:
· El nuevo Código Penal mantiene la pena de muerte para 23 delitos.
· El nuevo Código Penal castiga a cualquier persona que “ponga en peligro el orden constitucional y el normal funcionamiento” del gobierno.
· Limita severamente la libertad de expresión en línea.
· Criminaliza la recepción de fondos, lo que limita aún más las actividades de periodistas independientes y activistas.
· Conserva muchas disposiciones del Código Penal que se emplean hace decenios para silenciar y encarcelar a activistas.

Las manifestaciones se han incrementado en las últimas semanas
Las manifestaciones se han incrementado en las últimas semanas

En un país donde el poder judicial sigue sin ser independiente ni imparcial, este código penal puede llevar a prisión durante muchos años a activistas de derechos humanos y a cientos de artistas que se manifiesten. Peor aún, este código penal no tolera ninguna crítica al régimen por redes sociales, por lo que por un simple tweet, un cubano podría ser condenado de seis meses a dos años de prisión, con posibilidad de aumentar la condena.

La directora de Amnistía Internacional para las Américas, Guevara-Rosas, expreso: “Seguiremos observando atentamente a las autoridades en 2023 y pidiendo a la comunidad internacional que condene con la máxima contundencia el uso indebido de la legislación penal para silenciar la disidencia”.

Erika Guevara-Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas.
Erika Guevara-Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas

Pese a todo lo mencionado, parece que la comunidad internacional hace oídos sordos frente a los atropellos de derechos humanos en la isla. Esto se puede observar todos los años, cuando la Asamblea General de la ONU reafirma poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero que Estados Unidos ha impuesto contra Cuba por más de 60 años.

Con esto cabe aclarar dos cosas, la primera cuestión a tratar es que parece más importante terminar el bloqueo que salvar a los millones de cubanos que mueren de hambre o encerrados en una prisión. La segunda cuestión, no hay un bloqueo en Cuba, lo que hay es un embargo, pero esa explicación la dejaremos para más adelante.

Lautaro Furundarena

Estudiante de Licenciatura en Relaciones Internacionales | UNICEN lautaro_furundarena@hotmail.com

Search

Unite a nuestro grupo de Telegram, donde te compartimos las noticias más importantes.

Trump propone tarjetas de residencia automáticas para graduados extranjeros en EE.UU

En una reciente entrevista, el expresidente Donald Trump propuso un cambio radical en la política de inmigración de Estados Unidos, sugiriendo la otorgación automática de tarjetas de residencia a estudiantes extranjeros que se gradúen de universidades de ese país. Esta propuesta —que marca un notable alejamiento de su conocida retórica antiinmigrante— fue discutida en el podcast All-In con capitalistas de riesgo e inversores en tecnología.

Durante la entrevista, Trump afirmó que los graduados de universidades estadounidenses deberían recibir automáticamente una tarjeta verde, documento que les permitiría residir y trabajar en el país. “Lo que quiero hacer y lo que haré es que te gradúes de una universidad, y creo que deberías obtener automáticamente, como parte de tu diploma, una tarjeta verde para poder permanecer en este país. Y eso también incluye las universidades junior, cualquiera que se gradúe de una universidad. Vas allí por dos o cuatro años”, declaró Trump, comprometiéndose a abordar esta preocupación desde el primer día de su posible nuevo mandato.

La propuesta de Trump representa una expansión significativa del sistema de inmigración de Estados Unidos, potencialmente beneficiando a cientos de miles de graduados extranjeros.

Además, Trump atribuyó a la pandemia de coronavirus la incapacidad de implementar estas medidas durante su presidencia. Señaló que conoce numerosas historias de graduados de las mejores universidades que desean quedarse en Estados Unidos, pero no pueden obtener visas, lo que los obliga a regresar a sus países de origen, como India y China. Según Trump, muchos de estos individuos se convierten en multimillonarios y crean miles de empleos en sus países natales, en lugar de contribuir a la economía estadounidense.

Horas después de la publicación del podcast, Karoline Leavitt, secretaria de prensa de la campaña de Trump, emitió una declaración aclarando la propuesta. “El presidente Trump ha esbozado el proceso de investigación más agresivo en la historia de Estados Unidos, para excluir a todos los comunistas, islamistas radicales, partidarios de Hamás, los que odian a Estados Unidos y las cargas públicas. Él cree que sólo después de que se haya llevado a cabo esa investigación deberíamos conservar a los graduados más capacitados que puedan hacer contribuciones significativas a Estados Unidos. Esto sólo se aplicaría a los graduados universitarios más minuciosamente examinados que nunca socavarían los salarios o los trabajadores estadounidenses”, explicó Leavitt.

Redacción

info@data24.com.ar

Search

LO MÁS IMPORTANTE

TWEET DEL DÍA

LO MÁS LEÍDO

Tevero liberavisse
comprehensam nec.

Copyright 2023 © Data 24 - Todos los derechos reservados
Data 24.com.ar © Copyright 2023

Subscribe Now