*Por: Camilo Cagnacci

Durante 2020, la oposición propuso un recorte salarial en los tres poderes del Estado para alinearlos con la difícil realidad que le tocaba enfrentar a los argentinos ante la pandemia de coronavirus. La propuesta causó enojo en Alberto Fernández, que la calificó como «populista» y respondió apoyando la creación de un impuesto a la riqueza, que ya pagaron 10.000 de los 13.000 individuos con patrimonios superiores a los $ 200 millones alcanzados por el tributo.

El último domingo, el diario La Nación publicó una investigación respecto a qué esconde el recibo de sueldo de un Presidente y cuánto cobra el gabinete nacional. Sin embargo, uno de los salarios a los que no pudo acceder el matutino fue al de Mercedes Marcó del Pont. Se trata de la jefa de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), organismo encargado de -entre otras cosas- recaudar el «aporte solidario» impuesto por el Gobierno.

A través de un pedido de acceso a la información pública presentado el 31 de marzo pasado, Periodismo y Punto accedió a esos números el jueves 6 de mayo.

Según lo informado por la División Acceso a la Información Pública de AFIP, el salario bruto de Marcó del Pont, correspondiente a la liquidación de febrero de 2021, fue de $ 286.507. Es decir, «de bolsillo» fueron $ 165.146. Sin embargo, ese no fue el único ingreso que percibió la titular del ente recaudador. También recibió un plus salarial cuyo monto bruto fue de $ 1.307.974, de los que -descuentos y aportes mediante- terminó cobrando $ 510.110.

De esta manera, en marzo, en la caja de ahorro de Marcó del Pont se acreditaron $ 675.256. Cifra equivalente a 28,7 salarios mínimos, cuyo valor en abril ascendió a los $ 23.544, y a 2,6 salarios de bolsillo del propio Alberto Fernández.

El porqué del plus

Desde 1932, los trabajadores de la AFIP reciben un aporte equivalente a un determinado porcentaje de la recaudación cuya aplicación, recaudación, fiscalización o ejecución judicial se encontrara a cargo del organismo. Originalmente, ese monto no podía exceder el 0,6 por ciento del importe total. Sin embargo, un decreto firmado por el ex presidente Fernando De la Rúa en noviembre de 2001 elevó el porcentaje hasta el 0,75 por ciento.

Los descuentos

Si bien el plus salarial asignado a Marcó del Pont equivalía a $ 1.307.974, la funcionaria terminó percibiendo $ 510.110 debido a que, «con carácter transitorio» y «con el objetivo de mantener los gastos imperantes para el ejercicio 2021 y propender a una mejor distribución de los recursos del organismo» dispuso una disminución de la participación de las autoridades superiores en la cuenta de jerarquización con destino al «presupuesto general» de la AFIP.

Por lo tanto, a la jefa del ente recaudador se le detrae un 40 por ciento de los importes que percibe en concepto de cuenta de jerarquización.

*Fuente: Periodismo y Punto