La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) advirtió este domingo que el “aislamiento social, preventivo y obligatorio” provocó un “escenario económico extremadamente complejo” por el que “el riesgo no son los despidos sino el cierre de las pymes”: “Con caídas de ventas de hasta el 80% para aquellas empresas que no pudieron trabajar o producir normalmente, se le suma ahora la preocupación por el pago del sueldo anual complementario”, sostuvo.

“La única manera de sortear esta crisis es asegurando la supervivencia de las empresas y esto solo se puede lograr con una política de sostenimiento financiero a tasa cero”, solicitó la entidad.

El presidente de la CAME Gerardo Díaz Beltrán no dio vueltas al plantear: “El riesgo no son los despidos sino el cierre de empresas. Si no tenemos dinero para funcionar, menos para pagar indemnizaciones”.

“Necesitamos un rescate financiero que permita la supervivencia de las pymes, que movilizan el 70% del empleo privado, sin pagar intereses que superen la rentabilidad de las empresas”, insistió.