La pandemia golpea con especial dureza al epicentro del coronavirus. La provincia central china de Hubei, cuya capital es Wuhan, fue la más afectada de China por el coronavirus y su PIB se contrajo un 39,2% en el primer trimestre de este año, según mostraron los datos de la Oficina Provincial de Estadística de Hubei. Un dato que contrasta con la contracción que registró China en este mismo periodo, cuando retrocedió un 6,8% del PIB, el primer receso de la serie histórica que comenzó en 1992.

Wuhan es considerada la zona cero del Covid-19; su gobierno revisó el pasado 17 de abril el número de muertes provocadas por la enfermedad en la urbe y añadió 1.290 más a las 2.579 anunciadas hasta el momento, hasta alcanzar las 3.869 muertes por coronavirus. Una alteración que las autoridades achacaron a los errores de contabilización iniciales. Países como EEUU, Francia o Reino Unido ya pusieron en duda los datos facilitados por China en las primeras semanas de la pandemia.

Aunque el impacto en la mortalidad, según estos datos oficiales, es mucho menor que el producido en España, los efectos económicos fueron devastadores y casi todos los principales indicadores económicos de la provincia de Hubei reportaron una caída sin precedentes a medida que la actividad económica se detuvo por lucha de la provincia para controlar COVID-19.

Específicamente, la inversión en activos fijos se desplomó un 82.8% en el primer trimestre, y la inversión en infraestructura cayó un 84.4%. Las ventas minoristas totales de bienes de consumo cayeron un 44,9% y el valor agregado industrial bajó 45.8%. El ingreso disponible per cápita de los residentes urbanos permanentes en la provincia fue de 9.412 yuanes, un descenso del 11,8%. Mientras tanto, las exportaciones de la provincia de Hubei cayeron un 38,1% en el primer trimestre, mientras que las importaciones totales aumentaron un 11,1%. La caída sin precedentes también se produce después de que Wuhan, capital de la provincia de Hubei, haya pasado por un bloqueo de 76 días para combatir el virus y limitar la expansión de la pandemia al resto del país, un motivo por el que casi toda la actividad económica se paralizó en esa provincia.

A partir del 14 de abril, el 98% de las principales empresas de la provincia reanudó la producción y el consumo también se está recuperando rápidamente, impulsado por las ventas en línea, dijo la Oficina de Estadística de Hubei.

*Fuente: La Política Online


Por Rafael

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *