Córdoba | Ya se quemaron entre 80 mil y 95 mil hectáreas

Una estimación indica un área afectada de entre 80 mil y 95 mil hectáreas. El cuarto peor año desde 2005.
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on facebook
Facebook
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on facebook
Share on telegram

*Por: Lucas Viano

Los cálculos todavía no son precisos y muchos incendios siguen avanzando, pero una estimación realizada a partir de información satelital indicaría que en 2020 ya se quemaron entre 80 mil y 95 mil hectáreas.

En la zona de Villa Giardino a Characato ya se habrían quemado unas 35 mil hectáreas en los incendios de septiembre y otras 16 mil en el sector cerca de Alta Gracia. Según estimaciones de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (Conae) calculadas a partir de imágenes satelitales.

Por otro lado, desde el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca (Magyp) estimaron que en septiembre se quemaron 58.104 hectáreas en Córdoba.

Esta superficie se suma a la afectada durante agosto que, según el Magyp, fueron 29.899 hectáreas.

Otro trabajo realizado por Nicolás Mari de la agencia Cruz del Eje del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) calculó en más de 31.328 hectáreas desde el 1º de julio hasta el 26 de agosto.

Mientras tanto, la Conae había estimado que el incendio de agosto en CharbonierIschilín afectó a más de 30 mil hectáreas y el de Pan de Azúcar, más siete mil hectáreas.

Con todas estas estimaciones, el cálculo de mínima sería de 80 mil hectáreas, mientras que el de máxima, 95 mil.

Con estas cifras preliminares, el 2020 se ubicaría como el cuarto año con más superficie afectada por el fuego desde 2005.

Los tres peores años fueron: 2009 con 226 mil hectáreas, 2013 con 151 mil y 2010 con 104 mil.

Las 80 mil hectáreas afectadas de mínima durante este año equivalen a 1,4 veces la superficie del departamento Capital, o a más de dos Parque Nacional Quebrada del Condorito.

Vegetación afectada

Un trabajo realizado por Horacio Britos, asesor en teledetección y técnico del Magyp, determinó el tipo de vegetación afectada (según la clasificación confeccionada por Sofía Lanfri, de Conae) por el gran incendio en la zona de Charbonier-Ischilín entre el 15 y 20 de agosto. Fueron 30 mil hectáreas quemadas:

  • Bosques. Solo el seis por ciento era bosque bien conservado, mientras que otro siete por ciento era bosque abierto más ralo y bajo.
  • Matorrales con algo de bosque. Un 24 por ciento son matorrales con emergentes, esto es, vegetación arbustiva densa con algunos emergentes de bosque. Son sectores que tienen la capacidad de transformarse en bosque con el tiempo.
  • Matorrales sin bosque. Un 16 por ciento son matorrales que no presentan ejemplares del estrato boscoso (sin emergentes). Otro 24 por ciento son matorrales abiertos, con vegetación arbustiva de menos densidad.
  • Roquedales. Un 9 por ciento son zonas con rocas, como las cumbres de los cerros, que tienen algo de pastizal y algunos arbustos.
  • Pastizales. Un 13 por ciento corresponden a pastizales.
  • Cultural. El uno por ciento restante en superficie afectada por actividades humanas.

“Estas categorías expresan la energía que hay que poner para recuperar el bosque. En los bosques, bosques abiertos y matorrales con emergentes la conservación era mejor antes del fuego”, explica Horacio Britos.

Y agrega que en el resto de la zona quemada eran pastizales y matorrales que tienen una altísima frecuencia de fuego, con hasta seis incendios en 30 años. “Son pajonales y pastizales abiertos adaptados al fuego que además se van acumulando en el suelo como material seco”, comenta.

Y explica que buena parte de la vegetación que predomina ahora en la zona está adaptada a los incendios porque es una práctica común para la ganadería. A su vez, indicó que la carga ganadera del sector es muy alta.

Britos asegura que es uno de los sectores más poblados del norte cordobés donde se podría tener una buena calidad de vida pero se deben implementar programas para darle sustentabilidad.

Protocolos de emergencia

Mientras la Provincia emitió un alerta amarilla para solicitar ayuda de bomberos de otras provincias, Conae, que depende Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación, también activió protocolos nacionales e internacionales.

“Hemos activado nuestros propios protocolos, actualizamos constantemente imágenes de la catástrofe en nuestra plataforma web y desde el 29 de septiembre se activó la Carta Internacional El Espacio y las Grandes Catástrofes, una iniciativa que agrupa a diferentes agencias espaciales del mundo, entre ellas la Conae, para proveer información satelital ante este tipo de catástrofes”, informó Sandra Torrusio, gerenta de Relaciones Institucionales.

*Fuente: La Voz


Tweet del día

Lo más leído

El Tweet del día

Te contamos lo que ningún medio te cuenta

Data24 se propone llevar la noticia de una nueva manera a los lectores. Te mostramos lo que ningún medio te cuenta de lo que sucede en Argentina y el mundo. Una nueva manera de entender la información.

DATA24 2022 © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

Te contamos lo que ningún medio te cuenta

Data24 se propone llevar la noticia de una nueva manera a los lectores. Te mostramos lo que ningún medio te cuenta de lo que sucede en Argentina y el mundo. Una nueva manera de entender la información.

DATA24 2022 © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS