El robo de vacunas sumó un nuevo capítulo. En esta ocasión, el faltante se dio en la provincia gobernada por Jorge Capitanich. Allí, según informó el Ministerio de Salud de la provincia, el número de vacunas robadas fueron 51 dosis, todas de Astrazeneca con excepción de una dosis de Sinopharm.

La denuncia fue formalizada en la comisaría local. El hecho ocurrió el domingo pasado y la policía local aún busca elementos que permitan esclarecer el hecho.

A través de la cuenta en la red social Facebook, desde el hospital local solicitaron a la comunidad «no vacunarse» por fuera del circuito oficial «ya que esas vacunas perdieron la cadena de frío correspondiente».

*Fuente: Periodismo y Punto