La Cámara de Casación rechazó dos recurso del exministro de Planificación Julio De Vido encaminados a pedir su sobreseimiento en una causa en la que se lo investiga por enriquecimiento ilícito.

Lo resolvió la Sala IV de la Cámara de Casación Penal en una causa que es un desprendimiento del caso de los cuadernos de la corrupción. En el expediente se investiga el supuesto enriquecimiento ilícito del exfuncionario kirchnerista, de sus familiares y asistentes.

La Sala IV integrada por Mariano Borinsky, Javier Carbajo y Gustavo Hornos, no hizo lugar a dos recursos de queja, por casación denegada, presentadas por la defensa de De Vido, con el objeto de que su defendido sea sobreseído.

El fiscal había pedido la ampliación de la imputación por el delito de lavado de activos. Tras lo cual, la defensa de De Vido había pedido su nulidad y además interpuso una excepción de falta de acción para sobreseer el caso por inexistencia del delito.

Finalmente, ante los fallos de primera instancia y de la Cámara Federal contra esa pretensión, los jueces de la Sala IV Cámara de Casación, rechazaron lo solicitado por De Vido y dijeron que lo decidido no es revisable ante esa instancia ya que estas cuestiones no son una sentencia definitiva y no hay arbitrariedad que permita decretar la excepción de esa regla.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *