*Por: Sebastián Turtora

La jueza que dejó en libertad al hombre que fue imputado por abuso sexual simple de una chica de 18 años fue designada en 2011 bajo las firmas de la ex presidenta Cristina Kirchner y el Ministro de Justicia Julio Alak.

El caso. La joven que fue secuestrada, drogada y violada en un local comercial del barrio porteño de Once. El acusado es un comerciante llamado Irineo Humberto Garzón Martínez, que fue encontrado el flagrancia (cometiendo el ilícito).

Otra participación controversial de la magistrada fue en el femicidio de Marianela Rago, que estuvo a cargo de su jurisdicción entre 2013 al 2018, donde Zucconi sobreseyó cinco veces al acusado Amador López al considerar que no había pruebas para incriminarlo. El caso sin embargo cambió de competencia (Tribunal Oral en lo Criminal 29) y aguarda el juicio oral.

En 2013 otro de sus fallos fue noticia cuando liberó a una banda integrada por tres miembros de la comunidad gitana que habían sido detenidos por robarles 120.000 dólares y 30.000 pesos a una pareja de jubilados en Belgrano con el cuento del tío. Zucconi imputó a los tres estafadores por “robo simple” y consideró que no había riesgo de escape, a pesar que la banda estaba investigada por otros graves delitos. Otro hecho de notoriedad pública fue cuando investigó supuestas amenazas recibidas por Cristina Kirchner en su departamento de Recoleta.

Con un «paradigma» judicial inexplicable, se repite un accionar que deja libres a delincuentes peligrosos con pruebas contundentes en su contra.

*Fuente: Impacto Periodismo