La exmodelo ultra K, Úrsula Vargues, visitó al Presidente el día 10 de julio de 2020 mientras tuiteaba que había que quedarse en casa. La panelista, que no disimula su defensa a ultranza al Gobierno, acumula diversos hechos polémicos desencadenados por sus declaraciones, y que comprenden desde el antisemitismo hasta la discriminación.

Vargues, que representa a la perfección la pata totalitaria del núcleo duro K, visitó al presidente el mismo día que otros personajes del ambiente. Lo paradójico es que, como se dijo más arriba, la reunión se concretó a las 16:30 hasta las 18:45, cuando horas antes tuiteó bajo el hashtag “#QuedateEnCasa”.