Las escuelas públicas de las provincias de Santa Fe, Santa Cruz, Neuquén, Entre Ríos y Chubut no comenzarán las clases este lunes debido a desacuerdos salariales con los gobernadores; y, debido a esto, gremios docentes resolvieron realizar una huelga de dos días.

En tanto, la provincia de Tucumán acató la conciliación obligatoria y los docentes frenaron un paro de 48 horas previsto para hoy.

El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, había propuesto a los docentes un aumento salarial del 3% -con una revisión de la discusión paritaria en junio- y $ 897 para material didáctico. Furiosos, los 37.000 docentes agrupados en el gremio Amsafe no acataron y se sumaron a la huelga.

*Fuente: Infobae

En tanto, la provincia que conduce Alicia Kirchner, Santa Cruz, ofreció en la discusión paritaria, un aumento salarial aproximado del 17% a la Asociación de Docentes de Santa Cruz (Adosac) y la promesa de volver a discutir un nuevo aumento en julio, de acuerdo a los ingresos por coparticipación.

En la provincia de Buenos Aires, después de que tres gremios -entre ellos Suteba, de Baradel-, acordaran con el Gobierno de Axel Kicillof, las clases comenzaron con normalidad este lunes. Pero la situación no es tan normal y pacífica como parece, «hay mucho descontento en las escuelas, incluso de compañeros que votaron a este gobierno (…) Yasky y Baradel le vienen haciendo el trabajo al gobierno de mostrar como un gran triunfo una paritaria de miseria», expresó Nathalia Gonzalez Seligra, dirigente del Suteba La Matanza.

En Entre Ríos, casi el 95% de la docencia se plegó a la medida de fuerza dispuesta por el Congreso Extraordinario de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (AGMER) que el viernes resolvió la medida por unanimidad.


Por Rafael

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *