Ariel Zapata no tuvo solo el privilegio de circular durante la cuarentena estricta para entrar a la Quinta de Olivos 58 veces para entrenar a Dylan, el perro del presidente, sino que apenas comenzó a hacerlo, fue nombrado Jefe de la División de Canes del Ministerio de Seguridad bonaerense el 20 de abril del 2020 en la resolución 2020-231-GDEBA-MSGP firmada por el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni.

.

.

Asimismo, en diciembre del 2020 fue designado como docente de canes, en el mismo ministerio, junto a su socio de la empresa Cinotecnia Argentina S.A., Héctor Rafael Lorenzo.

Por otro lado, Zapata estaba a cargo del entrenamiento de los perros para detectar la presencia de COVID-19 en las personas en la UBA, que había sido anunciado en junio del 2020, pero no fue llevado a cabo según lo previsto por las restricciones impuestas por el Gobierno por la cuarentena.

Publicación de la UBA sobre el proyecto de entrenamiento de perros.

Según los dichos de Zapata a La Nación, sus reiterados ingresos, en un auto oficial del ministerio, se dieron cuando ya había sido designado en el ministerio y fue porque se lo pidió el veterinario de Dylan. 

Me llamaron por un asunto importante, que eran las peleas de perros en Olivos. El perro del presidente, Dylan, se peleaba con su hijo, y por indicación del doctor Romero, yo fui a atender ese problema”, señaló.

Ariel Zapata.

En este sentido, agregó “lo hice sin cobrar por el trabajo, porque para mí es un honor que me convoque el Presidente para una tarea así”.

Esta no es la primera vez que un allegado a Dylan consigue un puesto en el Estado. En enero pasado, el Dr. Juan Enrique Romero, veterinario de los perros de Alberto, fue designado como “representante del Ministerio de Salud ante la Unidad Ejecutora del Programa Nacional de Tenencia Responsable y Sanidad de Perros y Gatos”.