Ciberpatrullaje en Chaco

Otro caso de ciberpatrullaje se dio en las últimas horas. Al parecer, la ministra Sabina Frederic (Seguridad) sigue más preocupada por controlar qué se dice en las redes sociales que en controlar las fronteras. En esta ocasión, la víctima fue el reconocido periodista chaqueño Gustavo Romero. El hecho se produjo ayer, pasadas las 19, cuando efectivos de Gendarmería Nacional se acercaron a su domicilio particular para constatar que una publicación que daba cuenta sobre nuevos casos de coronavirus en la red social Facebook era suya.

A diferencia del caso del músico santiagueño que recibió la visita de la policía de Santiago del Estero por criticar en Facebook al gobernador Gerardo Zamora, revelado por Periodismo y Punto, Romero no fue detenido. Pero se trató de un acto rayano con la censura.

Ciberpatrullaje en Chaco

“Hoy 19.35 recibí la visita la Gendarmería Nacional por la publicación que hice anoche y como la pueden ver, una placa que no es afirmativa de propeler y/o infundir temor social o alarma. Me gustaría preguntarle al Juez Federal con el respeto que se merece, sin en vez de enfocarse en una simple publicación donde no puede ser tomada como una afirmación, sino sujeto a una condición que exista o no”, escribió Romero tras la visita de Gendarmería.

Chaco está convulsionado. Al ser el tercer distrito del país con más casos positivos de COVID-19, se le suma que en los últimos días fallecieron por la pandemia el jefe de Terapia Intensiva del Hospital Perrando y el subcomisario de El Sauzalito. Éste último, se habría contagiado el virus durante un acto organizado por el gobierno de Jorge Capitanich que contó con la participación de la presidenta del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), Magdalena Odarda, quien ingresó a El Impenetrable rompiendo los protocolos correspondientes y terminó dando positivo.

Periodismo y Punto conversó con el periodista víctima del ciberpatrullaje, quien no salía de su asombro por la situación. La decisión fue tomada por el juez federal Miguel Mariano Aranda quien lo informó de la violación al artículo 211 del Código Penal argentino: “Será reprimido con prisión de dos a seis años, el que, para infundir un temor público o suscitar tumultos o desordenes, hiciera señales, diere voces de alarma, amenazara con la comisión de un delito de peligro común, o empleare otros medios materiales idóneos para producir tales efectos”.

Ciberpatrullaje en Chaco

A Romero le mandaron las fuerzas de seguridad y lo amenazaron con meterlo preso. ¿Qué dirá la Ministra Frederic de la funcionaria del ANSES que tuiteó que había que meter en hornos calientes a los manifestantes del banderazo? ¿Acaso se manifestó por las amenazas del antisemita cronista de la TV Pública que recibe un jugoso sueldo mensual de las arcas públicas? ¿No serán “noticias falsas” las operaciones que inundan a diario la pantalla de C5N? ¿O los cables de Telam que informaban que le estábamos ganando al Covid-19?

*Fuente: Periodismo y Punto


SUSCRIBITE A DATA24.COM.AR