Siguen las repercusiones por las denuncias del Estado en que se encuentran las personas aisladas en los centros dispuestos por el gobierno formoseño. En ese sentido, el diputado del PRO, Álvaro González criticó duramente al modelo de Insfrán.

Para el legislador, se trata de «un gobierno que tiene poco respeto y apego por las libertades individuales, que están seriamente afectadas». Asimismo, remarcó que los centros de aislamiento «parecen más un centro de detención».

El de Formosa es «un gobierno que tiene más de 30 años, en una provincia cuyo ingreso el 94, 95% proviene de la Coparticipación, y donde cada 100 empleados privados que hay, hay 167 empleados públicos», señaló González en diálogo con radio La Red.

«El modelo de Insfrán es un modelo que está colapsado y que frente a la pandemia lo que ha demostrado es una veta autoritaria». Y agregó que «encarcelar a la gente es una cosa absolutamente inaceptable». Además, abogó por que «ojalá cambie de actitud el gobierno».

Consultado sobre la intervención del secretario de Derechos Humanos, Horacio Pietragalla, el diputado cuestionó que «no fue a la provincia hasta que lo invitaron, como si no pasara nada».

«Hay varios pedidos de interpelación a Pietragalla (presentados en el Congreso), que seguramente el oficialismo no va a querer porque vemos como desde el PJ para abajo defienden todos la gestión de Insfrán», añadió.