El escándalo por los vacunados VIP tuvo como principal responsable a Ginés González García, quien debió renunciar a su cargo en el ministerio de Salud luego de beneficiar a una lista de allegados con la inoculación de la Sputnik V. Varios funcionarios de alto rango se pronunciaron al respecto, de la misma manera que familiares del implicado.

En ese sentido, Pablo Humberto González, ahijado del ex titular de la cartera sanitaria reconoció que su padrino “se mandó un cagadón” y que “está bien que lo echen”.

Sin embargo, el hombre de 57 años aseguró que la responsabilidad final no era la del ex ministro: “No me vengan con que Ginés era el único que sabía algo. Nunca cortan la cabeza de arriba de todo, son las reglas de la política”, aseveró en un entrevista radial con Eduardo Feinmann.

Pablo Humberto González admitió haber recibido la Sputnik V en la localidad bonaerense. Según relató en varios medios de comunicación, no usó sus influencias para acceder a la inmunización: se anotó el 9 de enero para recibir la vacuna y lo convocaron para el 13, cuando recibió la primera de las dos dosis. Su esposa, de 48, también fue inoculada.

“Llamen a los directores del hospital por qué me llamaron. Yo soy primo hermano de Ginés González García. Se debe estar enterando ahora que estoy vacunado. No tengo nada que ver con lo que está pasando”, confesó en diálogo con A24. En esa línea, negó haber usado sus influencias en el nosocomio local para tener prioridad: “De ninguna manera pedí que me
inocularan”.

“Ginés se mandó un cagadón grande como una casa, no correspondía lo que hizo. Tampoco soy Zannini, que se puso personal de salud”, expresó el primo de Ginés quien, a su vez, detalló: “Tuve Covid y la pasé muy mal, estuve a punto de morirme”.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *